Reflexiones para una crisis

Reflexiones para una crisis. Lo peor de la crisis ya es (casi) historia y nos ha dejado muchas secuelas. A mí me dejó un gran baño de humildad, años de reinvención laboral y un buen puñado de tweets de corte reivindicativo. Nunca he sido de los que se han posicionado claramente con un partido político ni me ha gustado meterme en berenjenales, pero tampoco soy de los que se quedan callados cuando asisten a una injusticia o ven cómo su horizonte vital se ve ennegrecido por una generación de mandatarios indecentes. Hoy cierro una etapa de mi vida recordando algunos de los chistes que escribí en esos años oscuros en los que no escatimamos en recortes, pero tampoco en corrupción:

  • No me preocupan los restos de Franco que hay en el Valle de los Caídos, me preocupan los restos de Franco que hay en la sociedad.
  • Si España fuese un correo electrónico, en el SPAM estarían Urdangarín, Fabra y Bárcenas. Nuestros jóvenes en la bandeja de salida.
  • Iñaki y Cristina ponían como gasto de empresa vuelos privados para ir a esquiar. Marichalar era más listo, tenía la nieve cerca y ya volaba.
  • Bajan los tipos de interés según el BCE. Mis amigas solteras me dicen lo mismo, que cada vez hay menos tipos interesantes.
  • Si los resultados del CIS son ciertos, a los múltiples problemas de España se une otro grave problema: los españoles.
  • El WhatsApp se vuelve a caer. Debería llamarse WhatsApp I de Borbón.
  • No existe UPyD sin Rosa Díez como no existe Budismo sin Buda, Cristianismo sin Cristo o “Saber y ganar” sin Jordi Hurtado.
  • Doña Sofía cumple hoy 75 años rodeada de sus hijos, sus nietos, su pareja y el Rey.
  • Los españoles somos plantas desilusionadas. Todos los días, cuando menos nos lo esperamos, recibimos un jarro de agua fría.
  • El Gobierno de EEUU habría espiado a millones de españoles pinchando sus teléfonos. Bueno, por fin tenemos un gobierno que nos escucha.
  • Dice Cospedal que #ManoloEscobar hizo mucho por la Marca España. Bárcenas le robó el carro y por patriota no denunció.